El Espiritu Santo:

En Esta pagina vamos a Estudiar con un Espiritu de Mansedumbre el tema sobre QUIEN ES EL ESPIRITU SANTO, porque hay muchas personas que  dicen lo siguiente: 
1-El Espiritu Santo solo es la fuerza activa de Dios o una influencia.
2-El Espiritu Santo es el poder de Dios ,pero no es una persona distinta.
3- El Espiritu Santo es Jesus mismo.

CITAS SOBRE EL ESPIRITU SANTO DE ELENA WHITE:

 

Cuando los hombres se sienten competentes para pronunciar juicios y condenar al Espíritu Santo, ellos están haciendo un trabajo para sí mismos que será difícil de deshacer. Toda la cabeza se vuelve enferma, y el discernimiento se vuelve tan débil que solo sirve para juzgar injustamente”. 4ML:358.

Aquellos que rechazan el Espíritu Santo de la verdad se colocan a sí mismos bajo el control de un espíritu que es opuesto a la Palabra y a la obra de Dios”. 1 Sermons and Talks:385, 387.

Necesitamos comprender que el Espíritu Santo, que es una persona así como Dios es persona, anda en estos terrenos (Manuscrito 66, 1899)”. Ev:447.

El mal se había estado acumulando durante siglos, y sólo podía ser restringido y resistido por el grandioso poder del Espíritu Santo, la tercera persona de la Divinidad, que vendría con energía no modificada, sino con la plenitud del poder divino”. TM:398.

Él (Cristo) se representaría a Sí mismo como estando presente en todos los lugares a través de Su Espíritu Santo, como el omnipresente”. 14ML:23.

“Por Su Espíritu Santo Él (Dios) está presente en todas partes”. MC:417.

Hay tres personas vivientes en el trío celestial; en el nombre de estos tres grandes poderes -el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo- son bautizados los que reciben a Cristo mediante la fe, y esos poderes colaborarán con los súbditos obedientes del cielo en sus esfuerzos por vivir la nueva vida en Cristo (Special Testimonies, Serie B, N° 7, páginas 62-63. Año 1905)”. Ev:446.

“El Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, les dan el poder que los hace victoriosos en cada conflicto con el príncipe de las tinieblas”. Carta 200, 15 de Diciembre de 1902; 6ML:167.

En esa ocasión (el bautismo) nos comprometemos a nosotros mismos en la presencia de los tres grandes Poderes a salir del mundo y a estar separados”. 6ML:167; Manuscrito 130, 27 de Octubre de 1902.

Cuando usted toma estos votos, usted se compromete a sí mismo en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, que vivirá ante Dios, y que usted no tiene derecho a quebrar este compromiso. La ayuda de los tres grandes poderes es colocada a su disposición”. RH, 22 de Junio de 1905.

Si el hombre al adquirir las gracias cristianas obra según el plan de crecimiento, Dios se ha comprometido a obrar en favor del hombre según el plan de multiplicación. "Gracia y paz os sean multiplicadas, en el conocimiento de Dios y de nuestro Señor Jesús". La obra es trazada frente a cada alma que ha confesado su fe en Jesucristo mediante el bautismo, y se ha convertido en un receptáculo de la promesa que procede de las tres personas de la divinidad: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo (MS 57, 1900)”. 6CBA:1074.

Cuando usted se dio a sí mismo a Cristo, usted hizo un compromiso en la presencia del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, los tres grandes dignatarios del cielo”. 7CBA:959; HHD:351.

La presencia del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, los tres grandes poderes en el universo, y aquel en cuyo nombre el creyente es bautizado, está comprometido a estar con cada alma que lucha”. Pacific Union Recorder, 2 de Julio de 1908.

“El rito del bautismo es administrado en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Estos tres grandes poderes del cielo se comprometen a Sí mismos a ser la suficiencia de todo aquel que se somete a esta ordenanza, y que fielmente guarda el voto que entonces hicieron”. 6ML:27.


“Cuando usted fue sumergido en el agua y fue bautizado en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, estos tres grandes poderes del cielo se comprometieron a Sí mismos a darle poder y gracia para resistir toda tentación que deshonre a Dios”. 19ML:235.


"Hay tres personas vivientes en el trío celestial..."
-- Special Testimonies, Series B, No. 7, pp. 62, 63. (1905) {Ev 615.1}

 

El príncipe del poder del mal puede ser mantenido en jaque únicamente por el poder de Dios en la tercera persona de la Divinidad, el Espíritu Santo... (Special Testimonies, Serie A, Nº 10, pág. 37. Año 1897).

Hay tres personas vivientes en el trío celestial; en el nombre de estos tres grandes poderes -el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo- son bautizados los que reciben a Cristo mediante la fe... (Special Testimonies, Serie B, Nº 7, págs. 62, 63. Año 1905).

Debemos realizar que el Espiritu Santo es una persona así como Dios es una persona y está cominando en estos terrenos. --Manuscript 66, 1899.

El Espíritu Santo es el Consolador, en nombre de Cristo. Personifica a Cristo, pero es una personalidad distinta. {Manuscrito Liberado 20, 324.2} EGW